Sí, un libro de futbolistas de izquierdas

Publicado: julio 2, 2012 en Uncategorized

Era la tarde previa a la final de la Eurocopa y, por esas cosas de la vida, me vi encerrado en un peligroso barrio madrileño: El Viso. Ese silencio, esos chaletazos, esa quietud tensa. Y ni una bandera de España en los balcones. Ni una.

Por fin salí de allí y pude huír a Vallecas. Hice una foto: los balcones reventaban de banderas.

banderismo

No creo que descubra nada, ni siquiera para gente de fuera de Madrid que no conozca ninguno de los dos barrios, si digo que uno de esperaría más banderas de España en El Viso que en Vallecas. Pero no. Hoy la rojigualda es fútbol, solo fútbol. Y el fútbol es de las clases populares. El único distrito de Madrid capital donde el PP no ganó en las últimas elecciones es el Puente de Vallecas. Pero arrasaba en banderas.

Nunca supe, ni quise, separar fútbol y política. Son fenómenos demasiado grandes y pasionales para que no se crucen. Siempre me interesó escribir algo como este libro, pero la idea me la tuvo que dar Enric González. Leí su relato de Cristiano Lucarelli, el futbolista comunista, en ‘Historias del Calcio’; tan bien escrita, tan poco ampulosa, tan Enric González, y se la pasé a mi santa. La leyó: “¿Qué te parece?”, pregunté. Me sonrió y me dijo que era preciosa. Estábamos en Nueva York. Había libro.

Años después acabé viajando a Livorno a conocer a Lucarelli y a su entorno. Su maravillosa historia, la increíble gente de la squadra amaranto. Me hice del Livorno y de Lucarelli, y escribí un capítulo de este libro aún por terminar.

De aquel viaje le traje a mi ahijado una camiseta del 99, y será el único niño de España que tiene una zamarra del Cristiano equivocado. Durante la final de la Eurocopa la llevaba puesta. Era el momento perfecto para escribir el primer capítulo de este blog que acabará en libro.

rodrigo

Anuncios
comentarios
  1. Gordo Cabrón dice:

    Y esa camiseta de Estudiantes que se ve detrás, ¿qué?

  2. Rico dice:

    Pinta bien la historia, muy bien. Bonita camiseta la de tu ahijado, y muy bonita también la que se ve de fondo. Quizá la más bonita que ha tenido el Estu en mucho tiempo, aunque no esté asociada a recuerdos deportivos muy agradables. El Viso es al Ramiro lo que los romanos al poblado de Astérix.

  3. Gonzalo Ruiz dice:

    La bandera española hace mucho mucho tiempo que no es de derechas ni de izquierdas, es la democrática y constitucional de todos. De hecho, el propio PCE la enarboló también encantado, y ni que decir tiene por supuesto los sucesivos gobiernos, de izquierdas y de derechas, sin distinguir entre que fueran de un Felipe González o de un Josémaría Aznar, como símbolo del país en sentido estricto está más allá de partidismos y bipolaridades.

  4. Santi dice:

    Sí, sí, mucho fútbol… pero ahí detrás del baby bomber distingo una camiseta del Estu. Sobre las banderas, me chocaron mucho dos barrios: Lavapiés y las rojiguladas los balcones de familias paquistaníes, y Chueca en plenas fiestas del orgullo con ambas banderas, arcoiris y rojiguladas, juntas. Lo que no logre el fútbol no lo logrará nadie.

  5. nandonandez dice:

    Mi padre siempre me cuenta que Breitner era maoista y que en un viaje internacional con el Madrid le retuvieron en un aeropuerto porque llevaba una pistola en el equipaje

  6. Sergio dice:

    Llego siete meses tarde, supongo que perfecto para pasar de puntillas por el mareo y los vómitos y encontrarme con la embarazada guapísima a punto de dar a luz. Pero no por ello ha sido menos impactante caer en este blog que quizá nunca hubiera conocido si no hubiera sido por la expansión a lo neo-mediático, a Alberto Garzón.

    Porque el fútbol es política, como todo en la vida. Porque la gente no me entiende cuando digo que tuve que dejar de ser del Real Madrid porque representa la idea de capitalismo rancio y corrupto español escondido debajo de la bandera con la que tapan los maletines y vendan los ojos, protegido por los estómagos agradecidos que nos ha tocado sufrir como compañeros en lo que alguna vez se llamó periodismo.

    Fútbol es política como realidad y como arma. Es un comportamiento a seguir o un instante para charlar y debatir. La gente elige, generalmente la que considero que es la peor de las dos opciones.

    Mucha suerte señor Peinado y gracias por existir.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s